El proyecto pedagógico de nuestro centro se basa en la voluntad de reconocer a cada niño y cada niña el hecho de ser portadores de conocimientos, de hipótesis y teorías sobre el mundo que los rodea.  La curiosidad y la maravilla que acompaña cada pequeño descubrimiento de los niños nos enseñan un nuevo punto de vista hacia la educación.

Pilares básicos del proyecto educativo:

Educación global del ser humano: a través  de nuestro proyecto buscamos que nuestros alumnos se desarrollen desde el punto de vista cognitivo, social y emocional. El justo equilibrio entre estas tres atmósferas del ser humano es lo que hacen que los niños sean personas felices y sanas.

La imagen del niño o niña: como adultos pensamos que los niños son, ante todo, personas competentes, capaces de hacer y de pensar, con ideas propias, pensamientos, y emociones. Y por tanto, no son recipientes vacíos que hay que rellenar.

Socioconstructivismo y otras teorías contemporáneas de la educación: nuestro proyecto educativo se basa en teorías a la vanguardia educativa como el socioconstructivismo por el cual somos capaces de sostener que cualquier ser humano es capaz de construir su propio conocimiento en un contexto social adecuado (de ahí la importancia del trabajo en grupo y de las relaciones). También nos basamos en otras teorías tales como el conectivismo, ‘mindfulness’, las ‘inteligencias múltiples’ de Gardner, el ‘elemento’ de Ken Robinson.

Enfoque pedagógico basado en la indagación y aprendizaje personalizado: es fundamental que los alumnos desarrollen las capacidades necesarias para aprender a aprender como la investigación, la cooperación, el diálogo, el razonamiento, el pensamiento crítico. Todo esto, se desarrolla dentro de una multidisciplinariedad que permite y facilita la conexión entre diferentes áreas del conocimiento y la realidad. Además, es para nosotros fundamental que todo esto suceda en una ambiente que propicie como Renzulli afirmaba en el 2004: “Las tres E” – Enjoyment (disfrute), Engagement (compromiso) y Enthusiasm (entusiasmo) para producir una mayor y segura adquisición de conocimientos.

Plurilingüismo: toda la práctica diaria se desarrolla en inglés principalmente con cinco horas a la semana de español. Pero además, es fundamental para nosotros sostener el idioma materno de cada alumno y familia a través de libros, recursos tecnológicos, y todas sus experiencias de aprendizaje.

Nuevas tecnologías: en un mundo tecnológico y digital como el que vivimos es muy importante que los alumnos sepan usar las diferentes tecnologías para poder moverse en un mundo cada vez más digital. Sin embargo, nuestro proyecto busca siempre un equilibrio entre lo digital y analógico, entre lo tecnológico y lo manual, entre las máquinas y lo humano para que los niños no olviden cómo usar su cuerpo y sus cinco sentidos para aprender.

Paisajes de aprendizaje: el contexto donde desarrollamos nuestro aprendizaje es fundamental. Los espacios y los materiales se convierten en nuestro tercer maestro y gracias a ellos, los niños pueden desarrollar y construir mundos posibles.

Creatividad: entendemos la creatividad no solo como aquella relacionada al proceso artístico sino que trabajamos, ante todo, una creatividad de pensamiento que hace que cualquier actividad sea una oportunidad de creación única y que al mismo tiempo nos reconoce a cada uno de nosotros nuestra identidad y persona.

Documentación: basándonos en la pedagogía de Reggio Emilia y en el ‘Pensamiento visible’  del project Zero realizado por la Universidad de Harvard con David Perkins como máximo exponente, nuestro proyecto educativo busca hacer visible los procesos de aprendizaje y pensamiento de nuestro alumnos y también de los profesores. Para ello, usamos la documentación como herramienta principal para tener memoria de nuestros aprendizajes.

Valores: a través de un proyecto laico trabajamos desde muy pequeños los valores que pertenecen al ser humano y a los ciudadanos de hoy. El respeto, el altruismo, cuidar de los demás, la convivencia, la generosidad, la responsabilidad, la autonomía, etc… son todos ellos valores fundamentales en nuestro día a día.

– Construir una imagen sana y compleja de sí mismos y los demás: apoyamos a los estudiantes para que encuentren por sí mismos quiénes son, identifiquen sus puntos fuertes así como mejoren aquellos más débiles, se fijen metas personales, que reconozcan cuánto somos importantes los individuos dentro de una colectividad. Nuestro objetivo principal como educadores es ayudarles a encontrar su lugar en el mundo.

Participación y colaboración con las familias y el territorio: es muy importante contar con una estrecha relación con las familias que acuden a nuestro centro para, juntos, ofrecer lo mejor a los niños. Pero también es fundamental contar con los recursos del entorno que nos permite integrar nuestro proyecto educativo fuera de nuestras instalaciones para que poco a poco, nuestros alumnos se conviertan en ciudadanos del mundo, tal y como afirma Jerome Bruner.

 

Evaluación significativa y continua: nuestra evaluación implica un sistema circular de conocimiento: la autoevaluación, la reflexión y la acción posterior. Usamos rúbricas y los portfolios de los trabajos de los estudiantes para guiar el éxito individual. De esta forma, tienen claros cuáles son sus objetivos personales y saben exactamente en qué áreas pueden mejorar y cómo hacerlo, además de sus capacidades y habilidades fuertes.


¿Cómo se traduce esto en la práctica?

El TIC (Torrequebrada International College) abarca la primera etapa escolar del Colegio Internacional Torrequebrada desde los tres hasta los once años con el fin de poder sostener y acompañar la infancia y niñez a través de sus grandes momentos o hitos (la lectoescritura, la cooperación, el simbolismo, el lenguaje, las operaciones lógica).  En la práctica, trabajamos el Currículum Nacional Británico a través de una organización basada en el PYP (Primary Years Program) en proceso de autorización por el Bachillerato Internacional (IB). Durante el año académico, los alumnos viven entre cuatro (para los más pequeños) y seis unidades de indagación para investigar acerca de diferentes ideas centrales. Todo esto proceso de aprendizaje se plasma en el Portfolio individual de cada alumno. Un instrumento que pertenece a cada persona para recoger no solo el aprendizaje que los alumnos realizan sino, y sobre todo, el proceso que hay detrás de todo conocimiento.

Las clases se organizan en pequeños grupos de estudiantes para que, desde temprana edad, surjan conversaciones, pensamientos e ideas compartidas por los alumnos y enriquezcan a todos. El profesor se convierte en una guía para que el alumno construya su propio aprendizaje en relación con los demás y el contexto (dispuesto siempre a escuchar y dar lo que los alumnos necesiten). Pero hablamos también de un grupo de profesores, no de profesores aislados, que juntos dan sentido a una cotidianidad rica en relaciones y vivencias y que hacen que los estudiantes vivan tiempo significativo en el colegio.

Es por esto que también hemos implementado el programa KiVa, un enfoque de cero tolerancia hacia el Bullying (acoso escolar) que lleva años cosechando grandes éxitos en Finlandia. Los estudiantes y profesores trabajar en una serie de actividades en clase para promover la inclusión, identificar emociones, aceptación de sí mismos, tolerancia. Todos los valores que deben estar presentes en una comunidad escolar para evitar cualquier caso de acoso escolar antes de que suceda. Se consigue, de esta forma, evitar comportamientos dañinos para los demás y uno mismo convirtiéndose en una iniciativa de todo el colegio.

En definitiva, en infantil y primaria ayudamos a los alumnos a desarrollarse en cuerpo y mente para que, a través de una multitud de posibilidades sean personas sabias, felices y capaces. Es por esto que cobran más importancia todavía el deporte, las nuevas tecnologías (con el proyecto de BYOD -Bring Your Own Device-), el voluntariado, el conocimiento a través de la indagación, los idiomas, la creatividad, y el trabajo en equipo. Queremos que la escuela sea un lugar no solamente de transmisión de una cultura si no generador de cultura donde los alumnos se conviertan en los ciudadanos de hoy y mañana.

 

Lower School (desde los 3 a los 7 años de edad)

En cuanto a su primera etapa de la vida escolar, queremos que los alumnos se conviertan en personas autónomas, responsables, capaces de pensar y decidir pero también respetar la comunidad educativa y a los demás. Queremos que disfruten y que vivan en primera persona el placer de aprender. Queremos que entiendan que el conocimiento te hace libre, responsable y parte de un grupo. Por eso, todo momento que pasan en el colegio está planificado y pensado como educativo: el momento de la comida, lavarse los dientes, trabajar con los demás, entrar en el colegio, volver a casa, el momento de patio. Son, en general, momentos de aprendizaje y sobretodo de vida. Es así que nacen proyectos como el Table4Six (que embarca toda la etapa de primaria) o el comedor de infantil donde los niños ponen la mesa, sirven su propia comida, y recogen la mesa.

 

Middle School (desde los 8 a los 11 años de edad)

Los niños entran en lo que muchos autores denominan la etapa de la razón, pasan de ver todo con una cierta subjetividad para adaptar su comportamiento al entorno que les rodea razonando qué es lo mejor para ellos y para los demás. Es una etapa de relativa tranquilidad y por eso, queremos ofrecer a nuestros alumnos la oportunidad de enfrentarse a variedad de situaciones y posibilidades que les permita seguir trabajando la autonomía y responsabilidad pero teniendo en cuenta todo lo que les rodea (personas, materiales, espacios, tiempos). Es el momento de enfrentarse a descubrir e indagar quienes son ellos mismos y empezar a diseñar quienes quieren ser.

Para dar sentido de pertenencia no solo a su sección escolar sino a toda una comunidad educativa, los alumnos de esta edad ya pueden formar parte del Consejo de Estudiantes, formado por alumnos desde Year 4 (3º de Primaria) hasta 2º de Bachillerato, y que les da la oportunidad de tomar decisiones para el colegio, organizar eventos, cuidar de sus compañeros y ser constructores de cultura.


EDUCACIÓN INFANTIL

EDUCACIÓN PRIMARIA

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies